Embarazo

El marido que todas quisieran tener: ¡defiende a las mamás y a sus cuerpos post-parto!

0 Comentar

Muchas mujeres después de dar a luz sufren depresión postparto y hay otras que no llegan a ese punto pero que sí tienen que hacerle frente a agobios, a estrés y a desesperación en multitud de ocasiones porque cuidar de un hijo les desborda. Pero no sólo por eso se sienten angustiadas sino también porque no son capaces de recuperar su silueta tan fácilmente como les gustaría y sienten que no son tan atractivas como siempre, una idea esta última que, a veces, está acentuada porque sus parejas no les dan el apoyo que necesitan.

Por todas estas situaciones hay un hombre que ha decidido “levantar la voz” en respaldo de las recién estrenadas madres. Se trata de un varón que se ha vuelto viral por la defensa que hace de la labor de todas las progenitoras y de sus cuerpos después de haber tenido que sufrir en su piel un duro parto. Sigue leyendo y lo conocerás.

El protagonista

Brad Kearns. Este es el nombre del varón que ahora se ha convertido en el hombre que a más de una mujer le gustaría tener como marido por cómo defiende el papel de todas las mamás y la belleza que poseen, independientemente de cómo estén sus cuerpos tras el alumbramiento.

Se trata de un chico al que ya conocimos hace unos meses cuando, a través de la página en la red social Facebook “DaDMuM”, había expuesto al mundo lo equivocado que estaba con respecto a la labor de su mujer (Sarah) en materia del cuidado de los hijos. Y es que vino a narrar de manera divertida y sincera cómo haberse quedado unos días solo al cuidado de sus dos pequeños le había llevado a cambiar sus ideas. Le había permitido descubrir lo agobiado, estresado y solo que se había sentido, lo desbordado que había estado cuidando de los niños y llevando también la casa…

Su mensaje que se ha vuelto viral

Cansado de ver en televisión y en la prensa cómo las celebrities se recuperan en pocas semanas de un parto, al tiempo que presumen de eso, y de cómo esas ideas van calando en las mamás de a pie que sufren por no conseguir lo mismo en tan breve periodo de tiempo, Brad decidió actuar. Así, usó su página en dicho espacio web para lanzar un mensaje de apoyo y solidaridad a todas las “post-gestantes”.

marido-2

En concreto, el texto que dejó es el siguiente, basándose en su propia experiencia personal:

“Cada vez que nos estamos preparando, me tiro por una camisa y pantalones cortos mientras que Sarah está tomándose demasiado tiempo para encontrar algo que ponerse. Sin duda alguna, termina diciendo “te queda bien” o “siempre uso la misma ropa”. Y varias veces he cometido el tremendo error de responderle “bueno, pues compra más ropa”.

Sin embargo, todos sabemos que no se trata de la ropa. Es el hecho de que todo el proceso postnatal es una mierda. Los niños se han convertido en la prioridad número uno. Debido a los nueve meses de embarazo el cuerpo se ha ensanchado y estirado, cambia y crece como un experimento científico. El espacio personal ya no existe.

De la ducha al baño, todos quieren saber qué estás haciendo. El cuerpo se hincha y engorda en lugares en los que nunca pensaste que engordarías. Y está bien porque todo el mundo dice que estás “deslumbrante” y que todo está bien porque es hermoso y natural. Después el bebé nace. Demonios. Es una locura. Los primeros días todo está bien, la gente viene y te visita, dicen que qué bien se ve la mamá mientras abrazan al bebé. Tu pareja se toma una semana libre del trabajo para ayudarte mientras te recuperas.

Pero pronto el papá tiene que regresar a trabajar. La gente ya no te visita tanto. Las mamás se quedan con sus responsabilidades de siempre más un recién nacido que todavía no duerme bien. Es difícil descansar, es difícil comer, es difícil incluso salir de casa. Luego visitan Instagram o Facebook y ven a las celebridades con sus entrenadores personales, chef, nana y maquilladora que publican una foto que se convierte viral de su ‘cuerpo post bebé’, que sólo les costó recuperar 6 semanas. Desde ese momento, las expectativas está puestas.

Al diablo las expectativas. Tómate tanto tiempo como necesites para cuidarte a ti misma y para que vuelvas a tomar el ritmo de las cosas. Al carajo con Kim K y la Duquesa Real. Las cosas son más difíciles en el mundo real.

Encuentra algo que te haga sentir bien. Ropa, velas, un nuevo corte de pelo. A nadie que te quiera le va a importar cuánto tardes. Lo que les va a preocupar es tu salud mental. Es poco saludable el pensar que entre 6 y 12 semanas vas a tener de vuelta tu peso de antes del bebé. Si no estás lista, no te pongas metas tan altas que sabes que no vas a lograr. Marca tu propia meta. La que funciona para ti”.

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas noticias