Cuidados del Bebé

Consejos para comprar el mejor colchón para el niño

colchon-2
0 Comentar

Descansar adecuadamente y dormir de manera plácida son aspectos fundamentales en la vida de cualquiera, pero, de modo especial, en la de un niño. Y es que, de esta manera, es como conseguirá no estar agotado, tener energía, poder llevar a cabo su rutina diaria, contar con una salud perfecta…

Motivos todos esos más que suficientes para que cuando los padres vayan a comprarle un colchón para la cama de su hijo lo hagan de forma correcta. Es decir, que tengan en cuenta numerosos aspectos para adquirirle el perfecto, el que le permitirá caer en los brazos de Morfeo, tener un sueño reparador y levantarse preparado para afrontar el día a día.

Si tú tienes ahora que renovar el que tiene tu pequeño, te puede resultar interesante este artículo, ya que, a continuación, te vamos a dar a conocer los principales consejos que hay que seguir para comprar el mejor colchón para el menor:

El peso y la edad

Sin lugar a dudas, el principal y más importante aspecto que hay que tener en cuenta a la hora de adquirir el citado artículo que nos ocupa es el peso y la edad del niño. Y es que, en base a esos dos factores, habrá que elegir un colchón con unas características u otras para que pueda conseguir el mejor y mayor descanso del pequeño.

colchon-1

En concreto, los expertos establecen las siguientes pautas al respecto:

  • Bebés. Estos necesitan disponer de un colchón que sea resistente, duro para que no se hundan, transpirable y que cuente con un grado de adaptabilidad medio. De la misma manera, se aconseja que sea hipoalergénico, para que no les pueda ocasionar ningún tipo de alergia, y también que no les ocasione ningún punto de presión en sus cuerpos.

  • Niños de entre 3 a 10 años. Los menores de estas edades lo que necesitan son colchones que cuenten con un tratamiento anti-ácaros, que les garanticen absoluta libertad de movimientos, que sean transpirables y que no sean duros.

  • Menores de entre 10 a 16 años. En este caso, el mejor colchón que pueden tener es el que se adapte por completo a su peso y a sus cambios físicos, para que no tengan que hacerle frente a problemas de espalda.

Firmeza

Sin lugar a dudas, uno de los aspectos más importantes que deben analizarse a conciencia cuando se va a comprar un colchón para un niño es la firmeza que ese tenga, pues es la que garantizará que el descanso sea perfecto y que el menor no se levante de la cama con la espalda y el cuerpo “dolorido”. Es decir, es un factor que debe respetar en todo momento lo que es la curvatura de la espalda del menor.

En este sentido, hay que saber que existen tres grados de firmeza (1, 2 y 3) y que será necesario contar con uno u otro en base a cómo va creciendo el pequeño. Así, lo ideal es que cuando pasa de la cuna a la cama cuente con uno del tipo 1 y luego, conforme se va desarrollando, cambie al 2 y finalmente al 3.

Los bebés, por ejemplo, necesitan uno que no sea muy duro ni especialmente mullido, para evitar que puedan quedar “atrapados”; los niños de hasta 10 años deberán disponer de uno de firmeza media o suave, y los menores de hasta 16 años deberán contar con uno de gran firmeza.

colchon-3

Material

Ni que decir tiene que, del mismo modo, hay que prestarle mucha atención a lo que es el material con el que están realizados. En este caso, los expertos vienen a determinar que las dos mejores alternativas al respecto para niños son los colchones de este tipo:

  • Colchones de muelles, que son transpirables y que se convierten en una gran alternativa para los pequeños que sufren algún tipo de alergia o para los que se siguen haciendo pipí por la noche.

  • Colchones viscoelásticos, que han experimentado una gran demanda en los últimos años por su perfecta combinación entre firmeza, confortabilidad y durabilidad. Eso sí, para elegir uno habrá que tener en cuenta la edad de quien va a descansar en el mismo ya que, por ejemplo, los menores de 8 años descansan mejor en uno que sea de hasta 4 centímetros y a partir de esos años necesitan uno mayor.

Si importantes son todos estos aspectos a la hora de comprar un colchón, también lo es seguir un conjunto de recomendaciones para que pueda permanecer en el mejor estado posible durante el mayor tiempo:

  • Hay que evitar que los niños salten encima del mismo.

  • Darle la vuelta de forma periódica, para evitar que pueda deformarse.

  • Airearlo con cierta frecuencia.

  • Si el pequeño que descansa en el colchón aún se hace pipí es recomendable colocar encima justo de este artículo un protector impermeable.

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas noticias