Noticias

Un anuncio donde se ve a una mujer dando el pecho, centro de la polémica

anuncio-1
0 Comentar

Algo tan natural como es dar el pecho lleva desde hace tiempo suscitando un sinfín de polémicas, a raíz de que se establece una postura muy clara entre quienes están a favor de que esa acción se pueda realizar en cualquier espacio y quienes se postulan en contra, esgrimiendo que se debe acometer únicamente en privado.

Y un nuevo foco de “conflictos” al respecto es el que acaba de surgir a raíz de una campaña publicitaria en la que la imagen central es una mujer amamantando a dos bebés. Sigue leyendo y descubrirás todos los datos al respecto.

La campaña

Una cadena de gimnasios para personas de cierto poder adquisitivo, que responde al nombre de Equinox, es la que ha llevado a cabo el lanzamiento de su nueva campaña publicitaria, la que ha suscitado comentarios de todo tipo. Y es que en la misma aparece una mujer elegante y sofisticada sentada en una mesa de un restaurante de lujo. En concreto, se encuentra con los dos pechos al aire pues está alimentando a sus dos hijos.

Mesa para uno, comida para tres” es el título que se le ha otorgado a la instantánea que se engloba dentro de esta citada campaña, que, a su vez, se da en llamar “Comprometidos con algo”. Un mensaje muy directo este que viene a reflejar el sentido de la nueva línea de la citada cadena de centros deportivos: la adecuación a los tiempos en los que vivimos y el respaldo que da a todas esas personas que se salen de la norma establecida, que se implican en ciertos aspectos, que luchan por lo que creen adecuado, que trabajan y se esfuerzan por alcanzar sus objetivos, que se diferencian de los demás por sus gustos, que hacen lo que les viene en gana…De ahí que otras de las imágenes que vienen a formar parte de la generalidad del proyecto publicitario estén protagonizadas por una activista reivindicando el papel de las mujeres, personas que viven en contacto con la naturaleza, un deportista lleno de trofeos…

anuncio-2

De esta manera es como Equinox pretende llamar la atención, captar clientes, dejar claro que se encuentra adaptada a los nuevos tiempos y, sobre todo, que respalda la libertad individual de cada ciudadano.

Protagonistas de la imagen

El fotógrafo profesional Steven Klein es el autor de la imagen que ahora nos ocupa, en la que la mujer que aparece dándole el pecho a dos bebés no es otra que la actriz Lydia Hearst, conocida por su participación en el programa “Oxygen´s The Face” o en la serie “Gossip Girl”.

Y surgió la polémica

Como hemos mencionado al principio, nada más darse a conocer la instantánea en la Red y concretamente en la cuenta de Facebook de la cadena de gimnasios, nació la polémica. Y es que han sido muchas las opiniones en contra y a favor de la misma, basándose en todo tipo de argumentos.

Los internautas que no han dudado en respaldar la fotografía lo han hecho estableciendo que consideran que es una buena manera de seguir contribuyendo a que la lactancia sea vista como algo normal y natural, hasta en los lugares más singulares como puede ser el restaurante de lujo que ejerce como escenario de la imagen. Y es que creen que ya está bien de que las mujeres tengan que alimentar a sus hijos de manera oculta, como si estuvieran haciendo algo malo.

Por otro lado, también han sido muchísimos los usuarios de la mencionada red social que no han dudado en criticar abiertamente a Equinox por hacer uso de ese anuncio. En este caso, han existido argumentos de toda clase para explicar el porqué de su rechazo al mismo:

  • La mujer no es madre y no está dándoles el pecho de verdad, por lo que básicamente lo que pretende la publicidad es presentar a una mujer atractiva con dos senos al aire, pues los niños aparecen casi como meros “elementos decorativos” para poder explotar el lado sensual de la fémina.

  • De la misma manera, hay quienes establecen que no se entiende que unos gimnasios presenten este tipo de instantánea, que no están comprometidos con la gente que hace lo que le da la gana sino que lo único que pretendían era llamar la atención.

  • No es ninguna forma de hacer visible a la lactancia materna ni tampoco de que se entienda a las mujeres que tienen que amamantar a sus pequeños en cualquier lugar. Y es que, ante todo, la actitud de la protagonista es retadora, mirando como si estuviera “perdonando la vida” a quienes la observan. De ahí que no contribuya en absoluto a que se llegue a un punto de entendimiento entre los que defienden y los que rechazan la lactancia en espacios públicos.

¿Tú qué piensas?

Temas

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas noticias