Embarazo

Divertidas ilustraciones sobre los momentos más singulares del embarazo

ilustraciones-embarazo
0 Comentar

Dentro de lo que se pueda y de que las circunstancias lo permitan, hay que tomarse la vida con el mayor sentido del humor posible. Y eso es lo que ha debido pensar Agustina Guerrero, una dibujante argentina que ha lanzado al mercado un libro (“La volátil Mamma Mia”) en el que viene a recoger divertidas ilustraciones sobre los momentos más singulares del embarazo.

Si estás ahora esperando un hijo o si ya eres mamá seguro que te identificas con esas viñetas, y si quieres quedarte en estado te servirán para conocer a qué te enfrentas:

¿Y si…?

ilustraciones-1

 

Sin lugar a dudas, especialmente en el caso de las madres primerizas, ese enunciado de “¿y si…?” se convierte en el comienzo de un sinfín de preguntas que se hacen a sí mismas. Y es que la llegada del bebé hace que sientan temor por no estar a la altura, lo que provoca que se pasen el día, y en muchos casos también la noche, intentando dar respuestas a un sinfín de cuestiones que sólo tendrán respuesta en el momento en el que tengan a sus hijos en brazos. Es cierto que las personas de su entorno, fundamentalmente sus propias mamás, intentarán calmarlas y solventar todas esas dudas. Sin embargo, no acaban de creerse lo que les dicen.

¿Qué tipo de preguntas se hacen? De todo tipo:

  • ¿Y si se me cae?

  • ¿Y si no me quiere?

  • ¿Y si me vuelvo monotemática y ya sólo puedo hablar con la gente de todo lo que tiene que ver con el bebé?

  • ¿Y si no tengo paciencia para cuidarle?

  • ¿Y si es feo?

Las relaciones sexuales y el pitomartillo

ilustraciones-2

Aunque los doctores se han cansado de repetir a los padres que están esperando un bebé que, salvo casos muy concretos, pueden continuar teniendo relaciones sexuales, parece que pasen los años que pasen sigue estando vigente la leyenda urbana de que no pueden intimar porque se le causan daños al niño.

Buena muestra de esa idea que se sigue manteniendo es la divertida ilustración creada por Agustina Guerrero. En concreto, esta ha venido a plasmar la creencia de que el hombre le hará daño con su pene a la cabeza del niño. ¿Cómo lo ha logrado? Creando la divertida y original figura del “pitomartillo”. Para partirse de la risa.

Todo preparado para el nacimiento

ilustraciones-3

De la misma manera, no hay que pasar por alto que otro de los momentos más especiales de todo el embarazo es la preparación del cuarto del niño y de todo lo que va a necesitar. Así, siguiendo las indicaciones de todas las personas con experiencia que la rodean, la futura mamá se pone como “loca” a comprar, organizar y establecer varias pautas para la llegada del bebé, lo que trae consigo en cierta medida situaciones realmente curiosas:

  • Habilita armarios y cajones para la ropa del pequeño, aunque sea sacando la del propio padre de este que deberá buscarse ahora otro espacio para guardar la suya.

  • Se dedica a llevar a cabo maratonianas sesiones de cocina, de cara a congelar mucha comida pues le dicen que cuando nazca el bebé no tendrá tiempo para preparar ningún plato.

  • Se encarga de preparar la canastilla y de la bolsa que necesitará llevar al hospital cuando llegue el momento del parto. Lo que pasa es que quizás no sepa muy bien qué dejar en casa y qué portar consigo, originando así una cantidad de bultos tal que parece que se va de vacaciones en lugar de a dar a luz.

  • Procede a cuidarse, a mantener viva la llama del amor con su pareja y a prepararse para el momento del alumbramiento. Sigue los consejos de las personas de su entorno, quienes pueden volverla “loca” si tiene que acometer todo lo que le indican: tratamientos de belleza, depilación, escapadas románticas, dormir todo lo que pueda, disfrutar de los pequeños placeres de la vida, controlar el tiempo que se tarda en llegar al hospital desde casa…

¿Cómo dormir?

ilustraciones-4

En los primeros compases del periodo de gestación, la futura mamá puede seguir durmiendo de la manera habitual. Sin embargo, cuando su barriga ya es prominente comienzan las dificultades para adquirir la postura que le permita descansar de manera cómoda. Es en ese caso, cuando empezará a escuchar todo tipo de consejos y cuando su pareja procede a “maquinar” para encontrar una solución. En este caso, la ilustradora que nos ocupa se toma esa situación con mucho humor y llega a establecer que la mejor medida que encuentra el marido no es otra que agujerear el colchón para que su chica pueda colocar ahí el vientre.

¿Qué te parecen estas ilustraciones? ¿Te sientes identificada con las mismas? ¿Te han sacado una sonrisa?

Temas

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas noticias